Octubre 15, 2021

ajuntamentdaltvila

Últimas noticias

RP Portaveus

El Ayuntamiento de Eivissa impulsa la ordenanza que regula el uso, el consumo y venta de alcohol en el municipio de Eivissa con el objetivo de proteger a los menores.

El teniente de alcalde de Economía y Hacienda, Alfonso Molina y el segundo teniente de alcalde de Bienestar Social, Joan Ribas, han presentado los documentos y reglamentos que se llevarán a aprobación del próximo pleno de la institución que tendrá lugar el jueves día 30 de noviembre. Estos documentos son los indicadores de medición de la calidad del servicio de la contrata de limpieza, la ordenanza de regulación del alcohol, el nuevo reglamento de funcionamiento del pleno del Ayuntamiento de Eivissa y tres convenios de colaboración con distintas instituciones y entidades.

El teniente de alcalde de Economía y Hacienda, Alfonso Molina, explicó que para mejorar el funcionamiento y control de la contrata de limpieza, "la aprobación del reglamento del conjunto de indicadores permitirá proporcionar un instrumento objetivo de medida del funcionamiento de la contrata y simplificar el trabajo de los técnicos para poder valorar correctamente los estándares fijados de limpieza y recogida de residuos urbanos de la empresa concesionaria".

Estos nuevos estándares permitirán a los técnicos poder realizar el informe de seguimiento de la contrata, concretamente la parte que significa el 10% de los ingresos de la empresa, que están condicionados al cumplimiento de una serie de objetivos del contrato.

En el próximo pleno también se tendrá lugar la aprobación inicial de la ordenanza que regula el uso, consumo y venta de alcohol en el municipio de Eivissa. Se trata de una ordenanza en la que han estado trabajando muchos departamentos del Ayuntamiento de Eivissa, Educación, Juventud, Fiestas, Policía Local y Comercio.

Para el teniente de alcalde de Bienestar Social, Joan Ribas, "la aprobación de la ordenanza municipal de regulación del alcohol en la ciudad de Eivissa está basada en la protección al menor, la pedagogía, la prevención y el consenso". Lo previsto en la nueva ordenanza es, por un lado velar por la publicidad de bebidas alcohólicas, para el acceso y venta de estas bebidas, y para cómo enfocarlo todo desde una parte educativa y de responsabilidad.
Se ha detectado que la influencia de las campañas de publicidad en los jóvenes incrementa el consumo de alcohol en cuanto mayor sea su exposición a las campañas publicitarias.
Por este motivo, no estará permitida la publicidad de bebidas alcohólicas a menores de 18 años. Tampoco estarán permitidos los mensajes publicitarios que inciten al consumo abusivo o que representen éxito social o sexual, o los mensajes de contribuir a superar la timidez o resolver conflictos.
La publicidad estará prohibida en el interior y exterior de los medios de transporte público, incluidas las estaciones de autobuses y sus paradas y los puertos, así como en los taxis con licencia otorgada por el Ayuntamiento de Eivissa.
En cuanto a las actividades de promoción de bebidas alcohólicas en ferias, certámenes y exposiciones y actividades similares, se situarán en espacios diferenciados y con control de acceso que impedirá la entrada a menores de 18 años. Por este motivo, también el Ayuntamiento de Eivissa dará ejemplo, y en las recepciones oficiales y actos inaugurales no se suministrarán bebidas alcohólicas.
La nueva ordenanza incluye sanciones que van de los 750 a los 3.000 euros, así como medidas alternativas a la sanción económica destinadas a menores de 21 años que tienen como objetivo promover el cambio de conducta de los jóvenes con las medidas como planes personales y acciones educativas que realizarán los menores y los padres, madres o tutores.
En cuanto a la venta de alcohol, se prohíbe su venta en establecimientos comerciales, licorerías, gasolineras y estaciones de servicio de las 22h a las 8h. Esta es una medida para prevenir la compra y consumo de alcohol en menores de edad.

El teniente de alcalde de Bienestar Social, Joan Ribas, también ha anunciado la aprobación de tres convenios de colaboración con la Fundación Ignacio Wallis, con el Institut d'Estudis Eivissencs y con el Institut d'Estudis Baleàrics.
El primer convenio es con la Fundación Ignacio Wallis, por valor de 75.000 euros, y responde al trabajo de colaboración para la atención de comida a domicilio para personas mayores o con dependencia. La Fundación Ignacio Wallis dará 2 comidas al día a 30 personas. Además del servicio de comida a domicilio, este convenio también contempla el proyecto de Atención Personal, para 15 personas.

También se llevarán a aprobación dos convenios relativos al área de normalización lingüística: el convenio de colaboración con el Institut d'Estudis Eivissencs para realizar voluntariado lingüístico, dotado con 6000 euros y que permite continuar con el programa de parejas lingüísticas como forma de aprendizaje para recién llegados del catalán. El año pasado hubo 45 voluntarios, 20 catalanohablantes y 25 recién llegados de 7 nacionalidades diferentes que aprendieron catalán de esta manera.

El otro convenio se firma con el Institut d'Estudis Baleàrics para ofrecer cursos de todos los niveles de catalán. Se trata de un convenio, dotado con 14.772 euros, que tiene por objetivo ofrecer a la ciudadanía que todos puedan tener acceso a diferentes cursos de catalán.

Por otra parte, también se llevará a aprobación la propuesta de Reglamento de Pleno que establece el número de mociones y preguntas que podrán presentar grupos políticos así como el tiempo de intervenciones. El objetivo es mejorar el funcionamiento de los plenos de la institución, trabajar mejor las mociones que se llevan al pleno, consensuar y negociar cada una de las propuestas antes de que lleguen a su aprobación en el pleno. En el Reglamento de Pleno se ha incluido también la celebración de un debate sobre el estado del municipio que tendrá lugar una vez al año.